5 cosas que hay que saber para usar correctamente los cubiertos

Si utilizas correctamente los cubiertos en la mesa, demostrarás que conoces los buenos modales y marcarás tu estatus social. Por ello, es muy importante utilizar el cuchillo, la cuchara y el tenedor cuando se cena en presencia de personas importantes.

5 cosas que hay que saber para usar los cubiertos

He aquí algunos consejos sobre cómo utilizar las vajillas modernas y demostrar tu respeto a la etiqueta en la mesa.

  1. El primer consejo es obvio, pero no tiene sentido continuar si no lo observas. Espera a que la anfitriona empiece su plato para hacer lo mismo e intenta comer más o menos al mismo ritmo.
  2. Si hay varios utensilios (dos cuchillos o tenedores, 3 cucharas...) en la mesa, empieza siempre por los más alejados del plato. Si tiene dudas, observe en silencio lo que hacen los demás comensales alrededor de la mesa. Sepa que cada tipo de tenedor o cuchillo debe utilizarse para un tipo de plato específico.
  3. Sujete siempre el tenedor con la mano izquierda y el cuchillo con la derecha, aunque esté acostumbrado a hacer lo contrario. Cuando no se utiliza el cuchillo, el tenedor permanece en la mano derecha.
  4. Nunca cortes la comida con el tenedor, aunque sea muy tierna. Utiliza siempre el cuchillo y el tenedor, y corta en trozos pequeños.
  5. Por último, asegúrate de dejar siempre los cubiertos entre bocado y bocado y nunca apuntes con el tenedor o el cuchillo en dirección a otro comensal.

CONSEJOS:

Por supuesto, con lo mucho que te has gastado en tu vajilla, no querrás que se produzcan arañazos. La primera forma de evitar los arañazos sería el consejo número 4. Sin embargo, el almacenamiento no es lo único importante.

Cuando quieras utilizar tu cuenco o plato, no te limites a sacar la pieza que quieres utilizar. Debes levantar los platos o cuencos que estén por encima de la pieza que vas a coger y, a continuación, sacar el plato que quieres utilizar del montón.

El simple hecho de arrastrar el plato que quiere de la pila de platos le provocará definitivamente algunos arañazos, ¡y no queremos eso! Sí, esta forma puede ser un poco más problemática, pero no creemos que quieras servir platos rayados, ¿verdad?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir